Región Norte Grande

Portal de Noticias para la Region Norte de Argentina.

Cuál es la verdadera causa de la inflación*

Sección
Opinión
Fecha
27 de enero de 2014

Seamos sinceros: un libro de economía que no tenga ni una sola fórmula matemática no es tal y yo decidí poner una ahora. Es la denominada equivalencia monetaria. Es muy sencilla:

M=P.Q (Una tontería: es decir, M es igual a P por Q).

¿Qué refleja esto? Algo muy simple. Suponé que querés comprar un kilo de pan. La Q es un kilo de pan, (Q viene del inglés Quantity, cantidad). El kilo de pan está a $ 12 (eso es P de Price, es decir, precio). Por lo tanto, P ($ 12) por Q (un kilo) da lo que necesitás para poder comprar ese kilo de pan $ 12 (M viene de Money, es decir platita) ¿Qué te dice esa ecuación? Que cada vez que vas a comprar algo necesitás usar dinero. Es decir, te dan el kilo de pan y vos entregás la plata. Para comprar un kilo de pan, necesito $ 12. Y, obviamente, si necesitara comprar dos kilos de pan necesito $ 24, es decir más M (Moneyyyy). Entonces mientras más comprás y, por lo tanto, más ventas hay en la economía, más dinero se necesita.

Hasta ahora, una tontería. Pero, aplicá esta misma fórmula a todo un país. Si sabés la cantidad de transacciones que hay en un año (compras/ventas) y el precio de cada una de ellas, sabés la cantidad de dinero que necesita la economía para funcionar. Ahora bien, ya vimos que la economía crece, es decir que todos los años hay más bienes y servicios que se compran/venden, por lo tanto cada año se necesita más plata dando vuelta. Y esto es correcto. La cantidad de dinero en la economía (M) tiene que crecer todos los años.

El único responsable de emitir dinero es el Banco Central de la República Argentina. Supongamos que vos sos el responsable del Banco Central, la pregunta es ¿cuánto tenés que emitir? ¿10%, 15% más que el año anterior? La respuesta no es tan complicada: si estimás que la economía crecerá un 4% y no querés que la inflación sea superior al 6%. Entonces, no tenés que emitir más del 10%. Porque, si agregás dinero, digamos un 40 % más que el año pasado, y la economía no crece más del 3%, el resto del dinero va a ir a precios, porque la ecuación se mantiene siempre.

Sabés, como yo, que cuando hay mucho de algo, su valor decae. Supongamos que te invitan a un asado y te olvidaste los vinos que ibas a llevar sobre la mesa. Parás en la primera panadería y comprás dos kilos de pan. Cuando llegás, te pueden pasar dos cosas. La primera es que ya tenían pan a montones y quedás como un ?rata?, que trajo pan -que es barato y para colmo sobra-, o podés quedar como Gardel, porque justo a nadie se le ocurrió llevar y caíste con pan que no había. Es decir, que, si hay mucho, lo que aportes vale poco, y viceversa. Por lo tanto, si empieza a haber muchos billetes de $ 100, cada billete vale menos. ¿Cómo puede valer menos un billete de $ 100? Muy sencillo, cada vez alcanza para comprar menos cosas. Es lo que te pasa a vos en el supermercado.

Por lo tanto, la inflación es esencialmente un fenómeno monetario. Si no hay emisión no hay inflación, pero, de hecho, que no haya nada de inflación tampoco es bueno. Si en economía te dan a elegir entre las siguientes cuatro situaciones, ¿cuál creés que es la mejor? Primera, una economía con deflación, es decir, con precios bajando todo el tiempo. Segunda, una economía con 0% de inflación, es decir, con precios que no se muevan. Tercera, una economía con una inflación anual de un dígito (digamos entre 5% y 9%), es decir, con precios que se mueven pero no mucho. Y cuarta, una economía con una inflación anual de dos dígitos, arriba del 10%.

Tu sentido común te dice que la economía número tres es la más razonable y es lo correcto. A eso, aspiran los países en general. La inflación es como el aceite en el motor, un poco es necesario para que la economía trabaje más fluidamente. Ahora, le ponés de más y el auto deja de funcionar. ¡Pero,Tomás, tu visión es muy monetarista! ¿¡Cómo vas a decir el dinero es el único culpable de la inflación?! Mi respuesta es que la inflación no es, exclusivamente, monetaria pero sí, esencialmente, monetaria. Si no hay más billetes circulando, la inflación no existe.

Los formadores de precios

Te preguntarás por los tan mentados formadores de precio, los monopolios, los oligopolios y todos esos términos tan de moda. Por supuesto que existen, y causan otros males, pero, definitivamente, no causan inflación.

Veamos el siguiente ejemplo. Si te parece, seguimos con el pan: supongamos que nos invitan unos amigos de un pueblo de la provincia de Buenos Aires a pasar el fin de semana. Los acompañamos a hacer compras y, en ese pueblo, al momento de comprar pan, podemos elegir a cuál de las cinco panaderías ir. Compramos un kilo de pan a, por ejemplo, $ 10. El siguiente fin de semana y -dado que somos ricos en amigos- vamos a visitar a otros, de otro pueblo, y a la hora de comprar pan, nuestro amigo nos cuenta que la panadería de Don Julio es la única del pueblo. Compramos el pan y el kilo cuesta $ 15. Acá vemos, claramente, la posición dominante. Donde hay una sola panadería, el kilo de pan cuesta un 50% más caro que en el otro pueblo, donde había varias panaderías.

A los seis meses volvimos a ir a visitar a nuestros amigos pero en orden inverso. Así que primero fuimos a nuestro pueblo Monopoly y, en la panadería, el kilo de pan pasó de $ 15 a $ 18, un 20% más. Un verdadero abuso. A la semana siguiente visitamos a nuestros otros amigos en el pueblo Variopoly, y vemos que el kilo de pan está a? ¿Cuánto creés que cuesta? La respuesta es que lo más probable es que esté a $ 12 , es decir, también un 20 % más. Por lo tanto, no hay que confundir nivel de precio ($ 10 en un pueblo y

$ 15 en el otro) con variación de precio (de

$ 10 a $ 12 y de $ 15 a $ 18).

El nivel de precio lo fija la situación dominante, es decir, el poder del monopolio. Pero la variación de precio (inflación) no tiene nada que ver con eso. Por eso, sube todo, porque la cantidad de dinero que anda dando vueltas es mayor y permite que la gente compre el pan tanto a $ 18 como a $ 12. Por eso, es erróneo decir que los monopolios son los responsables de la inflación. Cuando se dice eso, es porque se confunde -en algunos casos por desconocimiento y en otros a propósito- nivel de precios con variación de precios. Es por eso que evitar la concentración económica es positivo y hay que trabajar para lograrlo, pero no ayuda mucho con la inflación y menos aún cuando esta es mayor al 20% anual.

* El Cronista

Enve esta noticia a un amigo

Puede enviar la noticia a varias personas separando las direcciones con comas.

Desarrollado por 27Sur